Artículos Todos los artículos (Lista) SI ZHENG, SI YU: Las cuatro energías cuadradas y las cuatro energías diagonales
E-mail Imprimir

Las trece posturas, por ejemplo, se presentan casi siempre como "los cinco pasos y las ocho fuerzas", nunca como "las cinco direcciones, los cuatro lados y los cuatro ángulos". Seguramente la superstición arriba citada es en parte responsable de la poca atención que se le ha dedicado a este tema. Sea o no ésta la razón por la que si zheng y si yu

normalmente se aglutinan en grupos indiferenciados de ocho o trece, es importante realizar un esfuerzo de clarificación de modo que se pueda volver a ensamblarlos de una manera útil.


Si zheng

En el estudio del empuje de manos del Taijiquan, todos los caminos conducen al aprendizaje del Sizheng tuishou, las técnicas más importantes del arte. En un mundo perfecto, al menos desde el punto de vista del artista marcial, nunca necesitaríamos las cuatro técnicas diagonales. Nuestro peng sería impecable y nuestro ji siempre evitaría que nos metiéramos en problemas. Podríamos adherirnos completamente a nuestros oponentes y mostrar una maestría sin par. El Sizheng tuishou, conocido en inglés como “las cuatro manos”, es un ejercicio de entrenamiento con compañero que en esencia trabaja las cuatro energías "cardinales": peng, lü, ji y an. El nombre de esta práctica refleja el concepto que da sentido a su existencia.


sizeng1


La palabra zheng como adjetivo significa “recto”, “derecho”, “correcto”, “honesto”, “ortodoxo”. Como verbo significa “rectificar”, “enderezar”, “corregir”. Implica integridad, virtud, rectitud y honradez. Su opuesto literal, buzheng, significa “torcido”, “deshonesto”, “taimado”, “falto de integridad”, “indecoroso”, “inmoral”, “ilegítimo”. Fangzheng, que significa “forma cuadrangular” o “franqueza”, es una de las docenas de palabras con las que zheng se combina para expresar rectitud y equidad moral o física. Zhengdao y zhengde (como el dao y el de que componen Daodejing) significan respectivamente “el camino recto” y “la virtud”.

La cualidad zheng debe estar presente tanto en el método como en los objetivos del entrenamiento de las cuatro manos. Si en la raíz de nuestra práctica se encuentra la expresión constante del concepto de zheng, existe la posibilidad de alcanzar el dominio del arte. Por un lado, el compromiso con el ideal de zheng hace posible alcanzar un nivel avanzado en la capacidad de pegarse y adherirse, cualidades que prometen grandes logros en el arte del boxeo. Pero adoptar zheng como estándar de nuestra práctica proporciona algo más, un marco de referencia ético con el que templar el poder marcial.

Sin duda, la relación de esta palabra con la práctica de acuerdo a unos principios éticos es deliberada. Zheng implica que la expresión de la fuerza es clara y directa, y además existe una brújula moral que dirige la técnica. En el Taijiquan Lun se expresa claramente que los medios para alcanzar un dominio de la técnica son también una vía para el despertar interior:

"Si el movimiento del oponente es rápido, yo soy rápido.
Si el movimiento del oponente es lento, yo lo sigo lentamente.
Aunque las variaciones son infinítas, el principio permanece inalterable".

Zhan-nian jin, la energía sutil que se adquiere a través de la práctica del si zheng, fomenta una conexión perfecta con el oponente o el compañero y un refinado dominio del movimiento, que conduce al practicante al autoconocimiento (dong jin) y la iluminación (shen ming). Al adquirir control sobre el movimiento, uno logra gradualmente dong jin. Con la adquisición de dong jin uno puede alcanzar shen ming. Sin un entrenamiento largo, constante y riguroso esto no se puede entender.


 
Banner

Entidades colaboradoras

Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner

Estadísticas

Usuarios : 3
Contenido : 871
Enlaces : 94
Páginas vistas : 3394936

Banner
Banner
Banner
Banner