Artículos Todos los artículos (Lista) MÁS ALLÁ DEL CIELO SIEMPRE HAY OTRO CIELO. Entrevista a Chen Zhenglei.
E-mail Imprimir


CZL6WEn mi juventud recuerdo que tuve que insistir mucho a mi tío Chen Zhaopei para que me enseñara a manejar el dadao. Al final, para que le dejara tranquilo, me enseñó un movimiento y me dijo que hasta que no lo dominase no me enseñaría más. Yo empecé a practicarlo sin cesar, pero no conseguía demasiados resultados. Incluso llegué a hacerme una herida en una pierna por no manejarlo bien. Entonces mi tío dijo que era demasiado complicado y simplificó el movimiento para que me resultara más fácil. Pero a mí aquello me parecía una derrota, yo tenía que conseguir aprenderlo a la manera tradicional, con toda su dificultad. Cuando mi pierna se recuperó seguí practicando el movimiento completo sin decirle nada a mi tío, hasta que un día pude mostrárselo. Aquel día me enseñó el movimiento siguiente, y finalmente conseguí aprender la forma completa.


Por último, ¿cuál es su consejo para los que aún estamos en esos primeros pasos de la práctica?

Primero, trabajar a fondo la relajación, la suavidad, la fluidez. Pero no se debe olvidar nunca que eso es un método, no un fin. Tomarlo como un fin produce un desequilibrio, es demasiado yin. Pero si se trabaja bien como lo que es, un medio, sirve para abrir los canales de energía. Cuando los canales están abiertos, hay que utilizar la intención para mover el qi, y usar el qi para mover el cuerpo. Sólo de esta manera se puede conseguir el qi unificado, el qi del Hunyuan2 2) Hunyuan es el nombre que se da a la energía en la que yin y yang aún no se han separado. -. Así todo el cuerpo se mueve como una sola unidad, como el agua.

Cuando se consigue llegar a este nivel, el Taijiquan tiene grandes efectos sobre el cuerpo, la mente y la salud. Según la medicina china, si se obstruye la circulación del qi y la sangre, aparecen las enfermedades. Si todo fluye, si no hay bloqueos, se puede prevenir las enfermedades, tener un cuerpo ágil y vivo. Y yo creo que la familia marcial es como nuestro cuerpo. Si hay armonía entre los miembros, si todos nos ayudamos, y si hay honestidad y seriedad en la práctica, esa gran familia seguirá creciendo fuerte, sana y feliz, y tendrá una larga vida.


 Luis Soldevila es traductor. Ha estudiado Taijiquan Yang y Chen. Es instructor de estilo Chen.
(Esta dirección electrónica esta protegida contra spam bots. Tienes que activar JavaScript para visualizarla).


Fotos: Teresa Rodríguez

NOTAS
1) 220-280 d.C.
2) Hunyuan es el nombre que se da a la energía en la que yin y yang aún no se han separado.




 
Banner

Entidades colaboradoras

Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner
Banner

Estadísticas

Usuarios : 3
Contenido : 871
Enlaces : 94
Páginas vistas : 3384217

Banner
Banner
Banner
Banner